Hernando Calvo Ospina

 



EN VENEZUELA, ¡NO PASARÁN!

12 de Marzo del 2017



Intelectuales de todo el mundo, patentizan su solidaridad con la Revolución Bolivariana y el pueblo revolucionario de Venezuela ante los actos de agresión e injerencia de que es objeto por parte del gobierno de Estados Unidos y su “ministerio de colonias”, la rancia y decadente OEA.//

Un clamor unánime se levanta desde el seno de lo mejor de los pueblos del mundo: ¡NO PASARÁN! Porque toda persona digna y sensible sabe que, si el fascismo triunfara en Venezuela, se repetiría la trágica historia de la República española, hace ya ochenta años, y su larga secuela de ignominia.//

A partir de hoy comenzamos a publicar los pronunciamientos enviados a la Oficina de la Red en Defensa de la Humanidad en Cuba. Son nuestra señal y compromiso con el destino de la patria de Chávez y Bolívar.//

La Habana, 10 de abril de 2017.

Fuente : http://cubaendefensadelahumanidad.blogspot.fr


Hernando Calvo Ospina, intelectual colombiano:

EL MAL EJEMPLO ES EL PROBLEMA


A Estados Unidos no le preocupa si una nación se declara socialista o comunista. No. Le importa demasiado el mal ejemplo y que no le corten el derecho que se otorga de tomar lo que quiera a voluntad.

Un gobierno no puede tomar el sacrílego camino de tan siquiera sacar de la miseria a su pueblo, y que los niños no se acuesten con hambre y vayan a la escuela, cada día, rebosantes de salud.

Porque lograr esto obliga a que el Estado invierta las riquezas de la nación en ello.

Y esto no puede ser posible mientras no sea una nación soberana. Esa que le diga a las transnacionales, por ejemplo: ¿quieren nuestro petróleo? ¿Nuestro oro? Lo pagan al precio que vale.

Con el presidente Chávez a la cabeza, el petróleo venezolano fue, al fin, de los venezolanos.

Así, en una década se pudo sacar de la miseria a millones.

Y esos malos ejemplos se empezaron a volver algo insoportable, un gran problema para Washington y sus aliados, porque América Latina se fue contagiando!

Con la Venezuela de Chávez, se volvió a saber que "Soberanía" no era sólo una palabra (que ya pocos recordaban su significado).

Ese es el "problema" de Venezuela: su mal ejemplo.

Y tiene que ser castigada porque debe volver al redil, para que su petróleo y demás riquezas regresen a manos de quienes, históricamente, fueron sus únicos dueños.

Y esos miserables que hoy anhelan entregarles toda la soberanía en bandeja de plata, tendrán los míseros centavos que babean.

Seguramente ese día los mercados volverán a estar repletos de marcas, pero ya muy pocos tendrán con qué comprar.

Porque es cierto que las transnacionales y las oligarquías acólitas de cada nación NO soberana adoran a los pobres: los multiplican.

Hernando Calvo Ospina, intelectual colombiano residente en París. Coordinador de la Red de Intelectuales, Artistas y Luchadores Sociales en Defensa de la Humanidad en Francia.

Fuente: http://cubaendefensadelahumanidad.blogspot.fr/2017/04/en-venezuela-no-pasaran_47.html